Dónde comer en Dubrovnik

Como buen país mediterráneo, Croacia posee una gastronomía rica, sana y variada. Así que podemos decir sin temor a equivocarnos que en Dubrovnik se come muy bien y sin necesidad de gastar demasiado dinero. Un viaje a la Perla del Adriático estaría incompleto sin repasar su cocina, donde los mejores productos de la región y la larga tradición culinaria croata se mezclan con aportaciones e influencias de la cocina griega e italiana. El resultado: un verdadero festival de sabores.

Platos típicos

El mejor pescado y marisco del Adriático, contundentes platos de carne con la mejor tradición balcánica, frutas y verduras mediterráneas, vinos delicados, postres deliciosos… La oferta gastronómica croata y en particular de Dubrovnik es amplia y variada. Un paraíso para el viajero gourmet. Estos son algunos de los patos más representativos. No dejes de probar ni uno de ellos:

  • Zelena Maneštra, un cocido de col, patatas y carne de cerdo ahumada. Se come en toda la región de Dalmacia.
  • Brodetto, cazuela de pescado o marisco. Es muy típico el Brodetto Neretva a base de anguilas y ancas de rana.
  • Skampi na buzaru, cigalas marinadas en salsa de vino blanco, ajo y perejil.
  • Kamenice, las muy apreciadas ostras de Dubrovnik. Nada que envidiar a las de la Bretaña francesa.
  • Salata od hobotnice, pulpo a la vinagreta.
  • Crni rižot, que significa literalmente “arroz negro” y es un fabuloso risotto con  tinta de calamar.
  • Burek, un hojaldre relleno de carne o pescado.
  • Odrezak, la versión croata del Wiener Schnitzel, es decir, escalope empanado. Un recuerdo de los años de dominio imperial en estas tierras.
  • Dalmatinska pašticada, un plato de carne de ternera muy picante acompañado de zanahorias, ciruelas, ñoquis de patata y salsa de vino.
  • Rozata, la versión croata de la crema de caramelo.
  • Orehnjaca, un maravilloso hojaldre de nueces.
Orehnjaca

Orehnjaca

Restaurantes recomendados

Como decíamos a principio, en Dubrovnik se puede comer bien prácticamente en cualquier parte, tanto en los restaurantes de alta cocina hasta en los chiringuitos de la playas. Aparte de los restaurantes tradicionales, si de verdad quieres disfrutar de una experiencia gastronómica genuina debes probar la cocina de las konobas, pequeños y económicos restaurantes familiares donde saborear la comida casera croata. Esta es una pequeña selección de algunos de los mejores:

  • Azur (Pobijana 10) es sin duda el restaurante más famoso de Dubrovnik Su éxito radica en mezclar la cocina mediterránea con sabores orientales, y también por su excelente localización, con hermosas vistas al Adriático. Un rincón romántico para una cena en la Perla del Adriático.
  • Nishta (Prijeko bb) es el primer restaurante vegetariano de Dubrovnik, lo cual es un verdadero lujo teniendo en cuenta la calidad de las verduras y hortalizas de esta zona de Croacia. Los platos son bonitos y el ambiente fantástico. El precio es también un punto a favor, con menús completos por menos de 15€.
  • 360 Degrees (Sv. Dominika BB) es otro de los grandes. Probablemente uno de los más caros de la ciudad, pero único, tanto por la delicadeza de su cocina mediterránea como por su ubicación sobre las viejas murallas de Ragusa. Una maravilla.
  • Dalmatino Konoba (Miha Pracata 6), con todo el sabor de la tradición. Agradable, amplio y sobre todo, con una carta que abarca todos los aspectos de la gastronomía croata. Para probar platos típicos bien elaborados, esta es la mejor dirección de la ciudad.
  • Kamenice (Gunduliceva Poljana 8). Un clásico de Dubrovnik. Delicioso y muy barato. Nada que ver con los otros restaurantes que le rodean. Imposible visitar la ciudad sin comerse un buen plato de mejillones de Kamenice.
  • Oysters & Sushi Bar Bota (Od Pustijerne b.b ). El nombre no engaña: aquí, a dos pasos de la Catedral, están las mejores ostras del Adriático junto a platos orientales, sobre todo japoneses. Ideal para escapar un día de la cocina de la tierra.